Orientación laboral

Cómo conseguir un ascenso laboral

ascenso

El espíritu de superación es algo intrínseco en el ser humano, y puede aplicarse a distintos ámbitos, uno de ellos es el laboral. Para un trabajador, conseguir reconocimiento en su lugar de trabajo es uno de los objetivos principales, por ello, el ascenso laboral está entre las metas fijadas por los empleados.

Conseguir un ascenso laboral es un reconocimiento por parte de la empresa de la propia valía y de la potencialidad, pero también una buena prueba para el trabajador. ¿Cómo conseguirlo?

Cómo conseguir un ascenso laboral

Crearse una buena reputación en la empresa es el paso más importante. Esto se consigue a través de varios objetivos pequeños, pero que pueden ser decisivos.

  • Por un lado, la puntualidad en el trabajo: en llegadas y salidas, a la hora de entregar proyectos o de presentarse a reuniones, indica implicación con la empresa.
  • Los compañeros de trabajo forman parte de la empresa, así que lo mejor es mantener buenas relaciones con ellos, al menos en el entorno de trabajo.
  • Realizar el trabajo de forma efectiva y saber también reconocer los propios errores buscando fórmulas para mejorar en futuras ocasiones son también buenos principios para ascender en la empresa.

Hacerse valer.

  • No siempre los “jefes” se dan cuenta del potencial de sus trabajadores, si se pretende aspirar al ascenso, hacer notar los proyectos que se han llevado a cabo con éxito gracias al esfuerzo personal, o lo que el trabajo personal ha supuesto para los beneficios empresariales sirve para que la directiva tome en cuenta al trabajador.

Tener aspiraciones.

  • Querer ascender no es algo de lo que avergonzarse, ni mucho menos, por ello, no se debe tener como una ambición secreta, tanto en las entrevista de trabajo como en conversaciones sobre la empresa, mostrar este objetivo entre las metas vitales es positivo.

Formarse.

  • Querer ascender está mu bien, pero un trabajador válido para una empresa no nace, se hace, además de conocer a la empresa y su funcionamiento, la formación es la clave para convertirse en un mejor profesional, y en un candidato interesante para la empresa.

No todos los trabajadores pueden ascender, por ello, quienes toman las decisiones suelen buscan al candidato idóneo entre aquellos que presentan más aptitudes.