Orientación laboral

Cosas a evitar en la cena de Navidad de empresa

Friends having dinner

Entre el 15 y el 20 de diciembre de cada año cientos de miles de empresas en España celebran su tradicional cena de Navidad, donde el jefe baila con la secretaria, el serio de la oficina bebe un poco más de la cuenta y el tímido es capaz de confesarle su amor a un compañero. Consejos para no liárla en la cena de Navidad inspirados en Pascual Drake.

Quite al jefe de Facebook

Quiten a su jefe como amigo en Facebook. “Es que se va a dar cuenta”, dirán. Sinceramente, no creo. Y en caso de que lo haga dudo que le pida explicaciones. Y algún día me explicarán en qué momento aceptaron a su superior como contacto en dicha red social, pero de eso ya hablaremos en otro momento.

Fotos, pocas

No se pongan en todas las fotos cada vez que escuche el grito de “¡foto, foto, foto!”. Le adelanto ya que serán varias veces a lo largo de la fiesta. Esto no es la despedida de soltero de José ni de Marichu, ¿ok? Esto es un acto de trabajo, aunque no lo parezca. Cuanta menos exposición a una cámara, menos riesgo de liarla.

nada de Flirteos

No flirtee con nadie. Esto va muy en serio. No quiero ser moralista, pero es el peor día del mundo para ligar. Está casi al nivel del día de su boda o el bautizo de su hijo. ¿A que entonces no se le ocurrió tontear con nadie? Pues aquí, misma política.

Móviles prohibidos

La postura más radical: nada de móviles. Ojos que no ven… Depositen todos los terminales en la entrada del local elegido y recójanlos a la salida. Seguro que se lo deja olvidado la mayoría pero, oye, para lo que van a trabajar al día siguiente…

No beban

No beban y retírense pronto a casa. “¿Me estás vacilando, no?”. En absoluto, es lo más inteligente que puede hacer. Aunque duela.