Orientación laboral

Los desempleados también necesitan vacaciones

desempleados

Llevar once meses trabajando merece un mes de vacaciones, y no hace falta ir a ningún destino playero o internacional ello, lo más importante en el mes de vacaciones del trabajador es descansar y desconectar del empleo. Pero, hablando de desempleados que buscan de forma activa un trabajo, parece que las cosas son distintas….

Puede parecer algo ilógico en principio, pero lo cierto es que los desempleados también necesitan unos días para desconectar de la rutina creada para buscar trabajo.

Las vacaciones de los desempleados

No es necesario ir de vacaciones o hacer nada de especial, más que desconectar durante unos días de los canales para encontrar empleo. La segunda quincena de julio o la primera de agosto son un excelente momento para marcar en el calendario los días de descanso, ya que la mayor parte de las empresas cierran en estos días o reducen las jornadas de trabajo, por lo que las opciones de tener una entrevista de empleo son mucho menores.

Si un trabajador no acude a su puesto de trabajo durante las vacaciones, algo parecido sucedería con los parados, el objetivo es hacer que durante unos días no se acceda a Internet para buscar trabajo, ni se envíen CV, ni se hable sobre opciones para trabajar. Desconectar y descansar son los objetivos en estos días.

Volver con las pilas cargadas

Tras unas jornadas para descansar, seguro que la vuelta a la rutina de búsqueda de empleo se lleva con más motivación y, además, es posible que hasta se pueda enfocar de otra forma, porque en muchas ocasiones, nada como unos días alejado de una actividad para verla con otros ojos y replantearse cómo afrontarla.