Orientación laboral

El período de consultas en un procedimiento de despido colectivo

Fuente: morguefile.com

Fuente: morguefile.com

 

Los empresarios que inician un procedimiento de despido colectivo deben fundamentarlo en razones económicas, técnicas, organizativas o de producción. La figura está regulada en el artículo 51 del Estatuto de los Trabajadores, modificado por la Ley 1/2014, de 28 de febrero, para la protección de los trabajadores a tiempo parcial y otras medidas urgentes en el orden económico y social.

Estamos ante un procedimiento de despido colectivo, cuando la extinción del contrato se aplica a la totalidad de la plantilla de la empresa en cuestión (ésta debe ocupar a más de cinco empleados y cesar totalmente su actividad), o bien cuando la extinción afecta a:

 

  • 10 trabajadores en empresas con menos de 100.
  • El 10% de los empleados en organizaciones con plantillas entre 100 y 300.
  • 30 contratados en compañías con más de 300. 

El procedimiento de despido colectivo debe ir precedido de un período de consultas con los representantes legales / abogados de los trabajadores. Dicho período no será superior a treinta días naturales, quince si se trata de empresas con menos de cincuenta empleados. En cualquier caso, se entenderá finalizado cuando las partes lleguen a un acuerdo y así lo manifiesten.

Cuando la empresa afectada por el despido colectivo carezca de representantes legales de los trabajadores, puede optarse por atribuir a una comisión la representación de éstos durante la consulta. Aquélla estaría integrada por un máximo de tres empleados elegidos democráticamente, o bien, por tres miembros designados por los sindicatos más votados en el sector y legitimados para negociar el convenio colectivo correspondiente.

El período de consultas debe versar, como mínimo, sobre las posibilidades de evitar o reducir el despido colectivo yen torno a la atenuación de sus consecuencias (medidas de re colocación, acciones de formación o reciclaje profesionales etc.). El trámite se llevará a cabo en una única comisión negociadora, integrada por un máximo de trece miembros por cada una de las partes.

Durante el período de consultas, la autoridad laboral puede intervenir formulando advertencias,  haciendo recomendaciones, mediando o asistiendo a las partes. En ningún caso, dichas tareas suponen la suspensión o la paralización del procedimiento.

Empresa y abogados / representantes legales de los trabajadores deben negociar de buena fe, con vistas a alcanzar un acuerdo. El empresario es el encargado de informar a la autoridad laboral sobre el resultado de la consulta. Ambas partes pueden consensuar la sustitución del período de consultas, por otro de mediación o arbitraje aplicable en el ámbito de la empresa y que se desarrollará en el mismo plazo máximo establecido para el primero.

El acuerdo final debe ser aceptado por los miembros del comité de empresa, delegados de personal o representantes sindicales, que representen a la mayoría de empleados del centro afectado.

Durante los once primeros meses de 2013, más de 340.000 trabajadores españoles se vieron afectados por expedientes de regulación de empleo (ERE). De ellos, 72.937 lo fueron por despidos colectivos, cifra que supone un descenso del 13,1% respecto al mismo período del año anterior.

Fuentes consultadas: 

http://www.empleo.gob.es/es/Guia/texto/guia_7/contenidos/guia_7_18_2.htm
http://www.tiemposmodernos.eu/fol-despido-colectivo/
http://www.eleconomista.es/legislacion/noticias/5629280/03/14/Es-ilegal-que-los-despedidos-negocien-con-la-empresa.html#.Kku89rgB75c5n01
http://www.publico.es/dinero/498119/mas-de-340-000-trabajadores-afectados-por-un-ere-hasta-noviembre-de-2013
http://noticias.juridicas.com/base_datos/Fiscal/524511-l-1-2014-de-28-feb-proteccion-de-los-trabajadores-a-tiempo-parcial-y-otras.html#I57
http://noticias.juridicas.com/base_datos/Laboral/rdleg1-1995.t1.html#a51