FormaciónOrientación laboral

Hazte notar y avanza en tu carrera

Una de las condiciones para subir en los peldaños de un empresa, y en general para tener impulso en tu vida profesional, no se cita en ninguna parte de un currículo. Es que los departamentos de Recursos Humanos llaman “el factor X”, es el don de mando, es lo que hace falta… Y lo podemos resumir, lisa y llanamente, como la capacidad de hacerse notar.

Que te vean para crecer

La capacidad de hacerse notar depende de una serie de habilidades que están más relacionadas con tu personalidad e inteligencia emocional que con tu formación y preparación. Y se trata de lo que distingue a un posible líder. ¿Cuáles son esos atributos que debes tener para ser considerado por encima de la media.

Lo que debes desarrollar para crecer

Carisma. No se debe confundir con la simpatía. Una persona simpática divierte a los otros. Una persona carismática influye en ellos.

Ingeniero social. No basta con ser un buen compañero de trabajo: hay que ser alguien que cultiva y hace crecer las relaciones. Alguien que ve el beneficio que pueden traerle, e invierte en ellas día con día.

Cálido. Se trata de alguien que no sólo se preocupa por estar con la gente y por conocerla. Además, desarrolla empatía por ello: siente como propios sus logros y fracasos. En el trabajo se distingue como alguien que lleva las relaciones más allá del horario de oficina.

Ambicioso. Hay que expresar siempre las metas que nos hemos marcados, los límites que deseamos romper… Una botella enviada al mar con un mensaje que terminará por ser escuchado.