ContratosOrientación laboral

La reforma laboral en 10 puntos

La reforma laboral en 10 puntos

1. ¿Reforma laboral? Su nombre es un tanto irónico pues si hay algo que no se reforma son las condiciones de trabajar como tal (ni mejoras en contratos, sueldos, formación, prestaciones,etc), y más bien se incide en la facilidad con que una empresa puede deshacerse de sus empleados y de los vínculos legales con ellos.

2. Abaratamiento del despido. El punto donde se centra la reforma laboral es en el abaratamiento del despido: el empresario paga una cuota menor en forma de indemnización. Las patronales insisten en que esta es la vía para generar empleo.

3. Se amplían las causas de despido. Gracias a la reforma laboral, no sólo es más fácil despedir, la empresa puede recurrir al ERE incluso si tiene beneficios, y argumentar una nueva camada de razones: organizativas, de producción, económicas, etc. Estas se extienden al sector público.

4.  Las empresas de trabajo temporal trabajarán como agencias de colocación. De ese modo, absorben parte del trabajo que venía realizando las oficinas de Empleo.

5. Se amplía el contrato de formación. Se pueden tener hasta 33 años y tener contratos de este formato (más baratos, más temporales). Si el empleado es un discapacitado, no hay límite de edad.

6. Se resta valor a la negociación colectiva. Los acuerdos se negocian empresa por empresa, y si los convenios no se renuevan cada tres años, pierden vigor.

7. No hay más categorías profesionales. De esa manera, cualquier trabajador (sin importar si está sobrecualificado) puede realizar cualquier trabajo.

8. EREs inmediatos. No es necesaria la autorización judicial para que se les dé curso.

9. Despido por todo tipo de bajas. Bastan 9 faltas, aún en el caso de que estén justificadas, para que el despido sea precedente.

10. Las empresas pueden “deslcolgarse” de cualquier convenció cuando lo crean necesario.