Orientación laboral

Cómo vestir para una entrevista de trabajo (Hombres)

entrevista de trabajo

Traje de chaqueta, corbata, zapatos de piel perfectamente limpios y, por supuesto un maletín de excelente calidad. Sin duda esta es la imagen que tenemos de un hombre que pretende hacer una entrevista de trabajo, y tener éxito. Pero, ¿es esta la fórmula clave para conseguir un empleo?

Los tiempos están cambiando a una velocidad vertiginosa, y hoy en día no está tan claro que la elegancia absoluta sea la única forma de presentarse a una entrevista para un empleo, de hecho, recientes estudios sobre éxito a la hora de conseguir un trabajo y forma de vestir en la entrevista personal indican que la tendencia está cambiando, de forma drástica.

Cómo vestir para la entrevista de trabajo

Sin quedarse corto, pero sin pasarse, esa parece ser la tónica actual a la hora de encontrar un puesto de trabajo. No hay que dejarse llevar por la tentación de ir demasiado cómodo, o en chándal, pero lo cierto es que dar un cierto toque personal en el vestir suele dar muy buenos resultados a la hora de encontrar un empleo.

La clave está en hacer ver que aquello que se lleva es parte de nuestra forma de vestir del día a día, después de todo, si se está cómodo, se trabaja mejor, porque la concentración es mayor.

Evitar usar perfumes demasiado fuertes sigue siendo un buen consejo, aunque en la actualidad, no está tan mal considerado como antes dejarse barba o ir con un estilo “despeinado”, siempre que se trate de un estilo cuidado y premeditado, y no fruto de la dejadez.

La entrevista de trabajo, clave del éxito

A pesar de que la entrevista de trabajo ha cambiado mucho en los últimos años, lo cierto es que sigue siendo uno de los momentos decisivos en la elección del candidato (o los candidatos) para un puesto de trabajo.